lunes, 19 de marzo de 2007

Ortegal, el mar a 600 metros...












La costa de la península Ibérica es enorme, llena de contrastes geológicos y todo un crisol de curiosidades biológicas. Hoy os descubro -si no lo conocíais- el tramo que rodea al cabo Ortegal.
Esta zona es una de las más bellas que tengo el gusto de conocer. Sobre sus pedreros, he paseado, repleto de pasión, pero con mucho sacrificio.
Os adjunto unas fotos, para que disfrutéis tanto como yo.