jueves, 10 de julio de 2008

Seguir con anessa

Ayer probé otro poco a sargos. Pesqué alguno guapo. La anessa se porta regular. Sí, es muy lilgera y da gusto pescar con ella; pero , en el izado y lucha , demasiado blanda. Le cuesta subir sargo a superficie, aunque deportivamente hablando se disfruta un montón con esa acción. Los sargos grandes (en la foto hay uno de unos 1,2kilos) pues comba demasiado, se percibe debilidad, pero es engañoso. La resistencia de la vara es enorme y seguro que puede colgar un sargo de 2,4 kilos (¿dónde andarán?); pero el problema es el de siempre, que tengas que meter un bajo largo a boya fija y no te dé suficiente margen tanta curva como para izarlo sin problemas.

Así que me reafirmo: ligera, divertida, resistente; pero blanda y sin reserva.