sábado, 6 de septiembre de 2008

" A las quedadas"...Dani y David también con sardina

Estos dos jovenes pescadores rebosan talento e ilusión. Es un placer y una grata encomienda poner sus trabajos en este humilde blog. Veo, además, que van mejorando a pasos agigantados, tanto en lo que se refiere a los textos como en el soporte gráfico. Juventud y optimismo, ¡qué buena receta!...

Un abrazo a todos y aquí os dejo otra "pescata" de Dani y David.


Autores: Dani y David

A las quedadas...

Después de haber estado tentando las roballizas durante la semana con chivos, artificiales y demás, decidimos dar una oportunidad a la olvidada sardina, buena elección para el verano pero que este año por una razón u otra no habíamos casi intentado, y las veces que lo habíamos hecho sin éxito alguno.
El parte meteorológico no podía ser mejor, para hoy jueves predecía que el mar se quedaba un poco a lo largo del día: noroeste con olas de 1.7, prácticamente sin viento y además coincidiendo pleamar de amanecida, a las 7:46. Para el viernes volvía a levantarse el mar y además con viento. Era el típico día de quedada, lo único que hacía falta (por pedir que no quede) era que no lloviese para estar más cómodos y hasta en eso tuvimos suerte.
A las 6 y media ya teníamos los filetes de sardina en el agua, el mar movía de forma ideal aunque con alguna quedada de vez en cuando. Hasta ya amanecido no sentimos ninguna picada, y las 2 primeras debieron de ser pequeñas porque no clavaron.
Eran las 8 y ya estábamos jurando en “arameo” por otro madrugón más en vano, pero Dani tenía razón, “tranqui que igual entran, y en media hora hacemos la pesca…”. Unos minutos más tarde una de las cañas marca picada, una peque que es devuelta al agua de inmediato y al rato otra que pasa unos cm de la talla. Con la ilusión renovada de saber que alguna andaba por ahí, seguimos enguadando un poco la playa y 5 min más tarde Dani clava la primera, una buena, pasa bien los 2 Kg, y según estaba despescándola, mi caña más alejada (¿por qué es siempre en esa en la que pica?) marca una picada, saliendo otra un poco más pequeña pero cercana también a los 2 Kg. Parecía que habían entrado, estábamos en esa media hora que decía Dani, y efectivamente, unos 15 minutos más tarde de nuevo otra picada, ésta se notaba ya algo mayor por las carreras que echaba al principio, pero con la ayuda de las olas salió bastante fácil, 3 Kg de guapa lubina. A las 9:00, con la pesca hecha y contentos por haber acertado, vuelta a casa, a desayunar y… ¡¡a currar!! … (algunos no estamos de vacaciones jejeje). Un saludo